SWTOR - KOTFE en modo maestro # 12

Quien soy
Lluís Enric Mayans
@lluisenricmayans
REFERENCIAS EXTERNAS:

hablamosdegamers.com


Atención, esta serie de artículos contiene spoilers sobre la historia de KOTFE y KOTET.

Si quieres mantener toda la sorpresa en este contenido, detente en estas líneas.

Con estos dos nuevos reclutas y la informaci√≥n que trajo cada uno, tenemos la primera oportunidad de atacar la Flota Eterna. Arcann controla este √ļltimo comunic√°ndose a trav√©s de una frecuencia llamada frecuencia GEMINI. Decidimos enviar a Aric Jorgan y Kaliyo Djannis para tomar el control o destruir el punto de transmisi√≥n. El √©xito de esta misi√≥n resultar√≠a en la p√©rdida del control de la Flota Eterna para nuestros enemigos.




Lana nos aconseja que intentemos ponernos en contacto con Valkorion para averiguar si est√° listo para ayudarnos en este esfuerzo. Por lo tanto, buscamos una ubicaci√≥n aislada en Odessen. Despu√©s de descender a la naturaleza salvaje de Odessen, encontramos un lugar que parece apropiado. Valkorion reacciona pero se niega a ayudarnos y nos ataca antes de alejarse a√ļn m√°s. Seg√ļn √©l, nos negamos a avanzar y evolucionar. Por tanto, nos desaf√≠a a afrontar la muerte solos.


As√≠ que aqu√≠ estamos en un valle lleno de merodeadores y otras criaturas, a veces invisibles, que habr√° que matar. Es bastante largo y tedioso, pero nada m√°s dif√≠cil que los muchos skytroopers a los que nos hemos acostumbrado en cap√≠tulos anteriores. Un poco mas lejos Valkorion nos desaf√≠a y debemos enfrentar su esp√≠ritu. Entra en combate al final de la escena y tiene un da√Īo muy alto. Conecta varios ataques que seguro que te matar√°n. Por suerte est√°n todos canalizados, pero no podremos interrumpirlos normalmente. Ser√° necesario esconderse detr√°s de un √°rbol a la hora de la tuber√≠a para interrumpirlo. No es necesario probar el reflejo, no funcionar√°. Despu√©s de reducir el 25% de sus puntos de vida, se activar√° una escena.





Valkorion luego se hace cargo y nos explica que todavía tenemos que entrenar. Luego nos deja en la oscuridad y se va a ocupar de "otros asuntos", dejando así nuestra mente por el momento.


Con eso sin ayudarnos, una vez m√°s nos desmayamos y vemos a Vaylin renovar su lealtad a Arcann. Al mismo tiempo, somos transportados a un campo de refugiados que no es diferente a la nave del Consular Jedi. Varios elementos recuerdan las ense√Īanzas Jedi y Sith en este campamento y terminamos poniendo en nuestras manos un holocr√≥n del gran maestro Jedi Satele Shan. Sorprendida, nos explica que los holocrones son accesibles y al alcance de cualquier ser sensible a la fuerza que tiene la capacidad de influir en el curso de los acontecimientos. La presencia de Valkorion nos permite acceder a √©l un poco pero se apaga muy r√°pido.



Al buscar en el campamento, r√°pidamente se hace posible tomar el control de una criatura joven que nos ayudar√° como socio. Pero es a la salida del campamento donde tendremos nuestra mayor sorpresa. El gran maestro Satele Shan est√° ah√≠. Entendemos que ha cambiado mucho ante sus fracasos frente a las invasiones zaquelianas. Se expresa de forma extra√Īa y nos cuenta que tuvo que elegir entre eliminarnos o salvarnos cuando la fuerza la trajo hasta nosotros. Solo la esperanza de vernos repeler a Zakuul le impidi√≥ hacerlo, la influencia de Valkorion y los poderes que parece habernos otorgado le hacen pensar que nuestro destino es oponernos a √©l. As√≠ que la seguimos por el valle para saber m√°s.




Satele luego nos impone algunas pruebas mientras nos revela alguna información sobre su pasado. Fue a ver el Trono Eterno en Zakuul, por ejemplo. En zakel, como en Odessen, la fuerza está más equilibrada que en los mundos centrales. Los Caballeros de Zakuul aprendieron a usar la fuerza mezclando lados oscuros y claros. Por eso las fuerzas actuales han fallado. Ante nuestra negativa a convertirnos en como estos caballeros, Darth Marr aparece como un fantasma de fuerza.



Valkorion pudo haberlo destruido, pero no aniquilado. Luego viaj√≥ en esta forma para encontrar un aliado en Satele y es por eso que est√°n all√≠. Su conocimiento puede sernos √ļtil, pero es muy vago. Todav√≠a tenemos que responder a una prueba y localizar elementos esparcidos por el valle. Vaylin es nuestro desaf√≠o, que nos encontramos en el fondo de una cueva despu√©s de haber recogido los materiales. Comienza con una habilidad de esquivar f√°cil: colapso de la cueva. Esto coloca c√≠rculos en el piso debajo de nuestros pies y luego derriba el techo varias veces. Entonces tenemos que salir de eso. Luego contin√ļa con una habilidad de da√Īo medio y que no podemos interrumpir con nuestros hechizos luego en un sif√≥n quien nos controla. Esta habilidad duele especialmente y es sobre esto que podemos poner los reflejos si est√°n disponibles. Tambi√©n debes tener cuidado de no salir de la zona donde aparece, esto reiniciar√≠a la pelea.




Una vez que esta prueba tiene √©xito, Satele y Marr vuelven a visitarnos. Nos ense√Īan que no fue Vaylin sino un mero atisbo de la fuerza. Luego debemos utilizar los elementos recolectados para constituir una nueva arma m√°s adecuada para nuestra guerra y nuestros enemigos. Elegimos dejar que Satele y Marr nos gu√≠en (otorga acceso al poder con un 10% de da√Īo absorbido y reflejado) y luego elegimos el efecto de resistencia (otorga acceso a la regeneraci√≥n de vida contra Arcann).


Luego nos espera una prueba final en la cueva del oasis. La madre del jurgoran que matamos antes de entrar est√° enfurecida y quiere eliminarnos. Excepcionalmente elegimos el lado bueno y la criatura se marcha sin luchar. Al hacerlo, nos muestra una salida del valle y nuestros maestros son llamados a otros lugares.


Por tanto, dejamos la zona para volver a la base de la alianza donde los acontecimientos han evolucionado en nuestra ausencia. Aric Jorgan y Kaliyo están encubiertos y el escuadrón es sorprendido por los Caballeros de Zakuul. Aprobamos la intervención de Kaliyo a pesar de la desgana de Senya.



A√Īade un comentario de SWTOR - KOTFE en modo maestro # 12
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.